Qué es y cómo se usa Youtube Kids

Para terminar esta semana, os recomendamos el uso de Youtube Kids.

Youtube Kids es una versión de YouTube, pero dirigido a la infancia. En ella se filtra de modo automático el contenido dirigido a personas adultas y es descartado, de modo que solo aparecen vídeos apropiados para niños y niñas.

Esta herramienta tiene varios modos de configuración que lo puede hacer todavía más restrictivo, de modo que ellos/as no puedan realizar búsquedas y elijas el contenido que ven en todo momento.

Además de esto, puedes controlar el tiempo, bloquear vídeos y contenido que consideras no apropiado, etc.

Si acompañas a YouTube Kids de una herramienta de control parental, puedes impedir que salgan de la aplicación para entrar en otras.

Índice de entradas: Vol. VIII – Controles parentales.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

Sistemas de control parental en las consolas

Hoy os vamos a hablar de las herramientas de control parental en las consolas.

Las consolas actuales cuentan con herramientas de control parental que podemos activar de modo sencillo y nos proporcionan ayuda y seguridad.

Infografía en HD.

Os decimos algunas de las cosas que os ofrecen:

1 – Bloquear o controlar el contenido de pago – Puedes activar el bloqueo de contenido de pago o controlar a lo que puede acceder, de modo que no hagan compras sin permiso o tengáis cargo en vuestras cuentas excesivos.

2 – Sistema PEGI – Puedes seleccionar los títulos a los que pueden acceder tus hijos/as teniendo en cuenta el sistema de clasificación por edad y contenido. Os recordamos que el Sistema PEGI recomienda una edad para jugar un videojuego y te explica el por qué (violencia, terror, sexo, etc).

3 – Límite de tiempo – Gracias a las herramientas de control parental puedes ponerles un límite de tiempo, indicar a partir de qué hora no pueden jugar, que les salga un aviso cuando se termina el tiempo, etc. Así como elegir los días que pueden jugar.

4 – Comunicación con otras personas – Controla si puede tener o no contacto con otras personas, acceso a los chats de voz y/o escritos, ver el contenido al que puede acceder de terceros y lo que comparte.

5 – ¿Cómo usa la consola? – Puedes acceder a la información del uso que hace de las consolas. Tiempo que la ha usado, en qué horario, a qué ha jugado, qué ha visto,… toda esa información estará de modo sencillo y te ayudará en la supervisión.

6 – Internet – Pon filtros para controlar el contenido al que pueden acceder a Internet desde la consola. Recordad que desde la consola se puede acceder a internet de diferentes formas: exploradores internos, youtube, etc.

7 – Realidad Virtual – Activa el control para permitir o no que usen las gafas de realidad virtual.

Activar el control parental no te llevará más de 10 minutos, y te ayudará en la educación y supervisión del uso de videojuegos en casa.

Índice de entradas: Vol. VIII – Controles parentales.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

Algunos sistemas de control parental para Android

¿No conocéis ningún control parental? Os damos cuatro posibilidades.

Cada familia debe encontrar el control parental que se adapte a sus necesidades. No es lo mismo tener un hijo de 12 años que se conecta a juegos online pero no a redes sociales, que otro de 10 que ya tiene redes sociales (aunque no debería, pero sabemos que los hay) a una chica de 13 que usa diariamente tiktok e instagram y tiene un número de seguidores/as muy elevado.

En todos los casos debe existir educación digital y supervisión, pero las necesidades cambian por el uso que se da a Internet y Redes Sociales.

Índice de entradas: Vol. VIII – Controles parentales.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

Cómo elegir un control parental

Tras saber qué es un control parental, vamos a ver cómo podemos elegir el adecuado.

Infografía en HD.

En primer lugar debéis tener en cuenta en qué dispositivos se van a poner y si es adecuado para el sistema operativo de todos ellos.

Una vez que sepáis eso, debéis hacer un pequeño «estudio» de las diferentes herramientas parentales que tenéis a vuestra disposición. Los sistemas gratuitos son más básicos y tienen menos opciones que las de pago. Si vais a adquirir una de pago, probad primero la versión gratuita para ver si os sentís cómodos/as con ella, si os ofrece todas las opciones que queréis y os adaptáis bien a su uso.

Una vez que os decidáis, instalad la aplicación en los dispositivos deseados y configurad la cuenta.

Os aconsejamos que no instaléis estos dispositivos a escondidas o cómo si fuera algo malo. Habladlo con vuestros hijos e hijas, de manera que podáis explicar que igual que os preocupáis de con quién hablan, salen, etc, también debéis hacer lo mismo con el uso de teléfono móvil, ordenador, redes sociales, etc.

Índice de entradas: Vol. VIII – Controles parentales.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

Qué es un sistema de control parental y para qué sirve

Cómo esta semana comienzan las vacaciones navideñas, muchos niños, niñas ay adolescentes permanecerán más tiempo conectados/as a pantallas, por ello es tan importante conocer los controles parentales y usarlos para que nos ayuden en la necesaria supervisión.

Infografía en HD.

Un sistema de control parental es una herramienta que nos va a ayudar como familias y/o personas responsables de menores de edad realizar una adecuada supervisión del uso de dispositivos: tiempo, contenido, personas con las que contacta, redes sociales, etc.

Gracias a un sistema de control parental podremos controlar, entre otras cosas:

  • Tiempo de uso de los dispositivos.
  • Ver qué páginas visitan y las redes sociales que utilizan.
  • Poder controlar que puedan hablar o no con otras personas a través de redes sociales.
  • Restringir el uso y/o descarga de aplicaciones.
  • Evitar la realización de compras online.
  • Geolocalización de los dispositivos.

Sí debemos aclarar que una herramienta de control parental es una AYUDA en la supervisión, pero debe ir acompañada de una adecuada educación digital y supervisión directa por parte de las familias.

Índice de entradas: Vol. VIII – Controles parentales.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

El Happy Slapping

Terminamos esta semana sobre peligros en Internet, hablando del Happy Slapping.

Infografía en HD: El Happy Slapping.

En español «Happy Slapping» significa «bofetada feliz». Fue un reto viral que se originó hace más de 15 años en Reino Unido, dónde una persona atacaba de forma sorpresiva a otra (que normalmente no conocía) y grababan la reacción. La persona protagonista agredía físicamente a otra dándole un golpe (normalmente en la nuca) haciendo que la víctima de la agresión cayera al suelo o incluso se desmayara. Se consideraba que era «divertido» ver las reacciones, pero la cosa no se quedó ahí.

Este reto ha ido evolucionando (a peor) con el paso del tiempo. Cuando hoy día hablamos de «Happy Slapping» hablamos de agresiones físicas, verbales y/o sexuales que son grabadas, normalmente con un teléfono móvil, y luego subidas a Internet. Estas agresiones suelen ser premeditadas, es decir, se realizan con la intención de ser grabadas y compartidas. La víctima que sufre la agresión sufre revictimización continua, pues no puede escapar de esa agresión y la revive constantemente al ser compartida una y otra vez, algo que no puede controlar. Estas agresiones, a veces son incluso compartidas en medios de comunicación, empeorando el daño que sufre la víctima a nivel emocional.

En principio este fenómeno nació como algo «gracioso» y que permitía generar contenido que se creía entretenido, pero el descontrol que se tiene respecto a redes sociales y la deshumanización que sufrimos cuando no hay una educación digital detrás, ha conseguido que las agresiones sean cada vez más graves y que, en algunos casos, se graben auténticas palizas a algunas personas (víctimas de acoso escolar, por ejemplo).

Índice de entradas: Vol. VII – Prácticas Peligrosas en Internet.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

Peligros en Internet: Retos virales

Seguimos hablando sobre peligros en Internet, esta vez centrándonos en los retos virales.

Infografía en HD: Peligros en Internet – Retos Virales.

Los Retos Virales o conocidos en la red como «challenges» (término en inglés) consisten en imitar una acción que se graba con un dispositivo digital y se cuelga en alguna red social. Paralelamente a esta publicación, se «nomina» a otras personas que conocen para que hagan lo mismo, de modo que en unas horas pueden existir miles de publicaciones sobre un mismo reto en Internet.

A medida que se va creciendo y se van alcanzando diferentes etapas evolutivas, los retos están ahí como un modo de alcanzar metas, motivar a mejorar en algo, etc: «A ver quién corre más rápido», «seguro que yo termino antes de comer», «yo gano en los juegos de mesa», etc.

En Internet el riesgo es que muchos de estos retos ponen en peligro la integridad física y/o psicológica de la persona. En unos casos no son conscientes de correr un riesgo y, como no existe supervisión por parte de personas adultas, participan. En otros sí existe el conocimiento de un posible peligro, pero en contra de lo que se pueda pensar, eso les motiva más a la hora de participar al sentirse parte del grupo social (o por presiones de este) y, a mayores, sienten la emoción de realizar algo que no deberían.

Los retos virales pueden traer desde problemas psicológicos, al hablar sobre cánones de belleza que para algunas personas no son posibles de alcanzar por muchos y variados motivos, a poner en peligro su vida bien sea por ingesta de sustancias tóxicas, prácticas peligros como bajarse de un coche en marcha mientras se baila, o superar retos en el que incluso te piden que te suicides.

Por estas razones es FUNDAMENTAL la educación digital, el educar a las u los menores de edad sobre cómo usar internet de modo responsable y alertarle de estas prácticas. Debemos supervisar y acompañar en el uso de Internet y Redes Sociales, fomentar la confianza para que nos puedan comentar, preguntar o contar cualquier cosa que les pueda esta sucediendo, y exponerles claramente la realidad de lo que existe en Internet a todos los niveles: presión social, sexting, ciberbullying, grooming, etc.

Para ayudaros con ello podéis crear un contrato sobre el uso de las nuevas tecnologías y, dentro de el, aclarar qué sitios está permitido visitar, cuales no, aplicaciones que se pueden instalar, conocimiento de contraseñas, registro en webs y redes sociales, etc.

Recordad que las primeras personas responsables de que las y los menores de edad utilicen bien Internet y Redes Sociales, somos nosotros y nosotras.

Índice de entradas: Vol. VII – Prácticas Peligrosas en Internet.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

La Sextorsión

Continuamos esta semana sobre riesgos online, hablando sobre la sextorsión.

Infografía en HD: La Sextorsión.

La Sextorsión es un tipo de extorsión sexual en la que la persona que sufre el chantaje es amenazada con la publicación y/o la posibilidad de compartir una o varias imágenes suyas, ya sean vídeos o fotografías), en las que está desnuda o realizando actos sexuales. Este chantaje tiene como finalidad dominar la voluntad de la víctima, algún beneficio económico y/o victimizar a la persona sexualmente. El chantaje se realiza mediante el uso de dispositivos digitales.

¿Cómo podemos evitarla?

Cámaras digitales – Tapa las cámaras digitales cuando no se estén usando para evitar que te graben sin que te des cuenta.

Protege tu imagen – No compartas imágenes íntimas por redes sociales o aplicaciones de mensajería instantánea, tampoco por correo electrónico. Cuando enviamos una imagen de ese tipo perdemos su control para siempre.

Actualízate – Protege todos tus dispositivos con las actualizaciones recomendadas de antivirus y antimalware. Además, estate al día sobre nuevas tecnologías.

Contraseñas – NO compartas tus contraseñas, son privadas y no las deberían tener otras personas. Cambia las contraseñas cada cierto tiempo y que sean seguras (nada de fechas, nombres de familiares, etc).

Cifra tu información – Aprende como puedes hacerlo para evitar que te roben tu información.

¿Qué hago si sufro sextosión?

Si te están chantajeando es muy importante que NO borres nada, ninguna imagen, ninguna conversación. Guarda todo lo que tengas, porque tu siguiente paso es realizar una denuncia, donde se comprobarán todas esas pruebas y te servirán para el juicio. Si por lo que has vivido necesitas ayuda psicológica, no te avergüences, busca el apoyo necesario en las y los profesionales de salud mental.

Índice de entradas: Vol. VII – Prácticas Peligrosas en Internet.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.

El Ciberbullying y sus tipologías

Seguimos la semana hablando sobre riesgos online, hoy recordamos qué es el ciberbullying y sus tipologías.

Podéis descarga la infografía en HD aquí: Qué es el ciberbullying y sus tipologías.

Cuando algunas personas se sientan tras una pantalla, parece que se transforman, porque su comportamiento, mensajes y forma de actuar poco o nada tienen que ver con sus actos en la realidad. Además, la sensación de anonimato y seguridad que da Internet, consiguen que en casos de Acoso Escolar donde hay 4 agresores/as directos/as en el aula, se conviertan en 15 o 20 en las redes sociales por la facilidad con la que se comparten comentarios, etc. Al no ver el daño que se provoca en la víctima es más sencillo realizar acciones que de otra forma no harían.

Índice de entradas: Vol. VII – Prácticas Peligrosas en Internet.

Subvencionado por la Junta de Castilla y León con cargo a la asignación tributaria del IRPF.